Jonathan Martín: “Decir no al móvil en las aulas no es renunciar a la digitalización”

Compartir

El diputado del Grupo Canario Nacionalista, Jonathan Martín Fumero, ha asegurado que “tan importante es regular el uso del dispositivo móvil en el alumnado, como la consonancia que exista con el profesorado y el resto de los elementos que forman la comunidad educativa”.

El diputado nacionalista ha aprovechado para poner en valor el trabajo realizado por el Consejo Escolar de Canarias y la concreción en el análisis de la situación. Asimismo, ha querido destacar el apartado dedicado a la importancia de las familias y a la necesidad de que acompañen y tutelen a los hijos/as en el uso que hacen del

teléfono desde sus primeros años, “es clave estar junto a ellos cuando exploran el ciberespacio, especialmente en los primeros años”, afirmó Martín Fumero.

El diputado del Grupo Nacionalista ha recalcado la necesidad de diferenciar entre el uso de dispositivos móviles en los centros educativos, sin filtros ni control; del uso de los dispositivos facilitados por los mismos centros como ordenadores portátiles, tabletas o chromebooks que sí acceden a internet con los filtros pertinentes de las redes medusa existentes en todos los centros públicos de Canarias. A su juicio, la administración debe hacer un esfuerzo para continuar implementando estos recursos y seguir formando al alumnado en la competencia digital, que es fundamental para su futuro.

También ha considerado “adecuada y oportuna” la Resolución dictada por la Consejería de Educación sobre el uso de los teléfonos móviles en los centros educativos de Canarias.

En su opinión, “decir no al móvil en las aulas no es decir no a la digitalización”. El uso de dispositivos electrónicos es

parte del presente y futuro de nuestro alumnado, añadió Jonathan Martín, e insistió en la necesidad de poner todos los esfuerzos en “acompañar y guiar al alumnado para que realice un uso educativo, crítico y adecuado de los dispositivos electrónicos”.

Entradas relacionadas

Publicidad
× ¡Hola!